Laura Nyro: cantar como canta el pájaro

images-cms-image-000009981

Por qué hacemos lo que hacemos; para qué; para quién. Cuando nos extenuamos, a veces con obsesión suicida, en nuestras actividades cotidianas, ¿para quién lo hacemos realmente? ¿Qué teatro en penumbra esperamos que aplauda?

Hacemos lo que hacemos, lo que se supone que debemos hacer, ¿por cumplir la propia ley de nuestro camino, por saber que no podríamos vivir sin acatar esa sentencia, o porque necesitamos que nos vean hacerlo, con el anhelo agazapado de existir? (Me ven, luego existo se nos antoja una verdad mucho más profunda y arcana que el Pienso luego existo.) Cuando dedicamos nuestra vida a una tarea, y mucho más tratándose del arte, ¿qué estamos buscando realmente? ¿Nos buscamos a nosotros, hacia adentro, tratando de honrar a nuestra verdad, o buscamos un hueco ahí afuera donde al menos la (tramposa) aprobación de los congéneres nos aplaque el terror a la soledad, a la finitud, al vacío?

[Sigue leyendo el nuevo Gentes de mal vivir en CTXT]

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s