Entradas etiquetadas: Cine de verano

CINE DE VERANO (y VI). ‘Atrapado en el tiempo’: el Día de la Marmota somos nosotros

Usted tiene miedo de que llegue septiembre. Usted se agazapa en este cine, agotándose ya las noches de agosto, contemplando las estrellas con aquella congoja del escolar que temía el lunes con los deberes sin hacer (a usted le gustaría

CINE DE VERANO (y VI). ‘Atrapado en el tiempo’: el Día de la Marmota somos nosotros

Usted tiene miedo de que llegue septiembre. Usted se agazapa en este cine, agotándose ya las noches de agosto, contemplando las estrellas con aquella congoja del escolar que temía el lunes con los deberes sin hacer (a usted le gustaría

CINE DE VERANO (V). ‘Antes del amanecer’: el abordaje fortuito

En mecánica cuántica ya se contempla sin reparo la teoría de los multiversos, según la cual –dicho de forma grosera– el universo que conocemos se estaría ramificando ad infinitum en un abanico incalculable de universos paralelos, de realidades potenciales; casi

CINE DE VERANO (V). ‘Antes del amanecer’: el abordaje fortuito

En mecánica cuántica ya se contempla sin reparo la teoría de los multiversos, según la cual –dicho de forma grosera– el universo que conocemos se estaría ramificando ad infinitum en un abanico incalculable de universos paralelos, de realidades potenciales; casi

CINE DE VERANO (IV). ‘Brokeback Mountain’: no hay amores malditos

No hay amores malditos Hay podre   leyes   usos error   espanto   astucia impotencias   normas   mentira angustia   doma   compraventa cobardía y calamidad No hay amores malditos [Horacio Martín/Félix Grande] No hay amores malditos: siendo

CINE DE VERANO (IV). ‘Brokeback Mountain’: no hay amores malditos

No hay amores malditos Hay podre   leyes   usos error   espanto   astucia impotencias   normas   mentira angustia   doma   compraventa cobardía y calamidad No hay amores malditos [Horacio Martín/Félix Grande] No hay amores malditos: siendo

CINE DE VERANO (III). ‘Into the wild’: la imposibilidad de una isla

Quizá porque has venido solo, también; quizá porque te he visto pasar solo, justo a mi derecha por el pasillo entre los asientos, distrayéndome un segundo de mi taciturna vigilancia de este patio llenándose de gente –ni ganas he tenido

CINE DE VERANO (III). ‘Into the wild’: la imposibilidad de una isla

Quizá porque has venido solo, también; quizá porque te he visto pasar solo, justo a mi derecha por el pasillo entre los asientos, distrayéndome un segundo de mi taciturna vigilancia de este patio llenándose de gente –ni ganas he tenido

CINE DE VERANO (II). ‘Revolutionary Road’: nunca nos quedará París

¿Han ido ustedes solos al cine alguna vez? Seguramente no; seguro que muy pocos, o ninguno. Porque tiene su aquél: late ahí una suerte de pudor infantil, ¿verdad?, como de estar cometiendo una travesura vergonzante, impropia ya de adultos –qué

CINE DE VERANO (II). ‘Revolutionary Road’: nunca nos quedará París

¿Han ido ustedes solos al cine alguna vez? Seguramente no; seguro que muy pocos, o ninguno. Porque tiene su aquél: late ahí una suerte de pudor infantil, ¿verdad?, como de estar cometiendo una travesura vergonzante, impropia ya de adultos –qué

CINE DE VERANO (I). ‘La gran belleza’: todos los veranos de la juventud

Qué es lo que buscamos; qué acechamos; qué anhelamos encontrar siempre, incansables, al caer la noche azul del verano, al adentrarnos en la placenta de licor y furia de la noche del verano. Qué sortilegio o redención tratamos de apresar,

CINE DE VERANO (I). ‘La gran belleza’: todos los veranos de la juventud

Qué es lo que buscamos; qué acechamos; qué anhelamos encontrar siempre, incansables, al caer la noche azul del verano, al adentrarnos en la placenta de licor y furia de la noche del verano. Qué sortilegio o redención tratamos de apresar,